Reinaldo Moya / P 646.709.9755 / moyacomposer@gmail.com / © All Rights Reserved

Archipiélagos Imaginarios (2012)
Para Violin y Piano

18 minutos

Interpretaciones en la Dame Myra Hess Concert Series, Chicago, IL, Interlochen Arts Camp, Spectrum (NYC), St. Olaf College, Fairmont Chamber Music Series, etc.

Francesca Anderegg, violin

Brent Funderburk, piano

Live Recordings from various concerts

I.   La Isla con muchos calendarios

II.  La isla con las lunas imaginarias
III. La isla al mediodía
IV. La Isla de los pájaros imaginarios



Acerca de la obra



La idea inicial detrás de Archipiélagos Imaginarios fué la de escribir una serie de piezas cortas para violín y piano, cada una inspirada por un aspecto diferente de la cultura Maya. El primer movimiento, originalmente titulado Tzolkin, así llamado por uno de los calendarios Maya, el cual consiste en 13 meses de 20 días cada uno. En la música, diferentes frases, unas de 13 y otras de 20 notas, se van desplegando a diferentes velocidades entre el violín y el piano. El movimiento siguiente consiste de una representación de la diosa Maya de la luna Ix Chel, una de las pocas diosas femeninas en el panteón de los dioses Mayas.

 

Cuendo continué el trabajo en los otros movimientos, mis intereses se habían expandido. El último movimiento terminó siendo una danza venezolana (un pajarillo, una clase de joropo) que tercamente repite los mismos tres acordes, pero en mi caso, los instrumentos nunca estan completamente alineados.

 

La obra intenta abarcar al continente Americano entero, y me dí cuenta que ya no podía enmarcada en el tema Maya solamente.  Tras leer los poemas de Derek Walcott, el escritor de Santa Lucia ganador del premio Nobel de Literatura, me encontré con la metáfora del archipielago, en el cual cada pieza constituye una unidad separada, pero en que las islas se conectan entre sí por debajo de la superficie del agua. De alli viene el nombre de cada movimiento como una isla.

 

Archipiélagos Imaginarios es mas que la suma de sus partes, así como las mejores cosas que han salido del continente americano que habitan el espacio paradójico entre lo nuevo y lo viejo, lo simple y lo complejo, lo familiar y lo sorprendente.